Con casi 5.000 templos en toda la provincia, el evangelismo se posiciona como la segunda religión predominante en Chaco

Auge de apertura de templos, iglesias clandestinas y más de una cuarta de la población se profesa como fiel. El evangelismo en Chaco. 

La Iglesia evangélica continúa su expansión en toda la provincia y ya cuenta con un número de fieles que representa casi la cuarta parte de la población chaqueña (25 %), según datos relevados en base al Registro Provincial de Cultos.

El Registro Provincial de Cultos es un área dependiente de la Dirección de Cultos del Ministerio de Gobierno. Allí se lleva un registro de todos las creencias que habitan en Chaco y sus respectivos templos. Si bien a nivel nacional ya existe un registro, desde la gestión de gobierno actual se propuso la creación de este nuevo ente debido al gran crecimiento de la mencionada religión en nuestra región, y sobre todo, en las localidades del interior.  

En este marco, según las estimaciones relacionadas a los avances en la registración de nuevos templos, los evangélicos podrían convertirse en años venideros en la fe mayoritaria del Chaco.

El director de Cultos de la provincia del Chaco, Pedro García, el registro se basa en “un convenio con Nación para que exista un área en el que las instituciones evangélicas no se vean obligados a realizar el trámite de registro desde Buenos Aires. Debido al gran crecimiento, en el 2014. Desde la creación de la Dirección de Cultos, creamos distintas estrategias para ver de qué manera podíamos llegar a todas las instituciones, iglesias grandes, medias y chicas que no estaban registradas, es decir, que no figuran en el Registro Nacional de Cultos”.

Iglesias clandestinas 

En un alto índice de crecimiento eclesial por parte de la religión evangélica, el registro de cada una es algo que muchas veces queda por fuera. Según porcentajes estimados desde la Dirección de Cultos, en Chaco hay registradas unas 5.000 templos evangélicos en toda la provincia, y ese gran número sólo representa a un 20% de la totalidad existentes.

El mayor ejemplo de la expansión del evangelismo en el interior, según datos del presidente del Consejo de Las Breñas, sólo en esa localidad se asientan alrededor de 300 templos. Por consiguiente, en Fontana y Barranqueras se contabilizan más de 150.  

“Al tener ese diagnóstico nos vimos en la necesidad de crear un registro provincial, que salió hace muy poco y donde el objetivo primordial es llegar a todos los municipios y parajes del Chaco, ya que en rincón de la provincia hay una iglesia evangélica. Incluso dentro de las comunidades aborígenes”, relató al respecto Pedro García.

“El problema radica en la cantidad de iglesias que estar por fuera de esos registros”.

“Estamos en este camino de lograr, de aquí a fin de año, el registro de un 30 o 40% de todas las iglesias de la provincia. Esto es un proceso que lleva su tiempo porque hay que completar distintos requisitos, y si bien nosotros allanamos el camino para que las iglesias tengan sus templos al día, eso no quiere que no haya ciertos cumplimientos que gestionar”, cerró.

Hablando del marco legal, en Argentina existe una ley llamada Ley de Relación Exterior y Cultos de la Nación y es la norma madre que habilita a las instituciones religiosas. Las normativas provinciales son un atenuante para que se constituya la institución.

“El ejercer un culto dentro de un templo sin habilitar es como estar en un país y no tener DNI”. 

Un auge de fieles

El auge de esta corriente del cristianismo es motivo de preocupación por parte del Vaticano, que el año pasado, en un sínodo específico, aprobó la propuesta de poder ordenar sacerdotes a hombres casados en las zonas más aisladas de la región.

Sus templos brotan de norte a sur, en territorios rurales y en áreas metropolitanas, donde el trabajo social que realizan contiene a millones de personas golpeadas por el desempleo, las drogas, el alcoholismo o la violencia familiar.

A nivel nacional, según datos del CONICET, los cultos evangélicos se sitúan como la segunda religión más popular del país, solo por detrás del catolicismo, que se mantiene como la fe mayoritaria (50 %), aunque en clara tendencia descendente.

El evangelismo creció cuantionsamente a nivel país, en relación a fieles, con la salvedad de que Chaco es a la provincia, de todo la Argentina, que más fieles evangélicos profesa. En este sentido, un 25% de toda la población chaqueña, se define bajo el evangelismo.

Continuando con los números, y también relacionado a la cantidad de cultos por cantidad  de habitante, el CONICET definió que entre las religiosas, la asistencia al culto es más fuerte en los evangélicos: el 29,4% dijo ir todos los días o varias veces a la semana y el 23,7% una vez a la semana. En contrapartida, sólo el 25,6% de los católicos va al menos una vez al mes, y el 53,9% admite que sólo concurre a la iglesia en ocasiones especiales, mientras que el 20,4% no va nunca.

Por su parta, el director de Cultos estableció, “en nuestra provincia tenemos una gran diversidad de religiones como católica, evangélica, judía, musulmana, testigo de jehová, ortodoxa, adventista, bautista, mormones. Eso del da una riqueza a Chaco, y no sucede como en otras provincias que solo hay catolicismo y evangelismo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.