El gobierno del Chaco inauguró la ampliación de la residencia para estudiantes universitarios

Con casi 54 millones de pesos de inversión, el gobernador presentó los departamentos refaccionados que serán destinados a estudiantes de diversas localidades de la provincia. Estas obras se suman a las del comedor universitario y a las del jardín de infantes, también financiadas por la Provincia para garantizar el derecho a la educación superior.

El gobernador Jorge Capitanich y la vicegobernadora Analía Rach Quiroga inauguraron este viernes la ampliación y refacción integral de la residencia para estudiantes universitarios ubicada en el barrio Ítalo Argentino de Resistencia.

La obra demandó una inversión de $53.913.899 y fue financiada por el Ministerio de Planificación Economía e Infraestructura. En esta primera etapa, se entregaron 18 departamentos que albergarán entre tres y cuatro estudiantes cada uno. “Estamos dando un mensaje de compromiso y esperanza de seguir garantizando el ejercicio de derechos, en este caso para estudiantes que hoy tendrán vivienda digna con el amoblamiento necesario”, expresó el gobernador.

En el acto, frente a estudiantes y autoridades, el gobernador remarcó la política educativa provincial como vehículo para garantizar más inclusión y equidad. “La gratuidad ha sido una herramienta extraordinaria, pero para que los hijos e hijas de los trabajadores puedan ir a la universidad necesitamos mejores condiciones, y en esto estamos trabajando”, añadió el mandatario.

Insistió en que “la universidad no puede ser una isla”. “La autonomía universitaria es insuficiente si no está amparada en una estrategia de carácter colectivo con un modelo de provincia y de país”, sostuvo Capitanich, y enumeró los puntos esenciales en los que trabaja el Gobierno provincial para garantizar el ejercicio del derecho a la educación superior. Entre ellos, mencionó el comedor estudiantil de la UNNE y la ampliación del jardín de infantes para hijas e hijos de universitarios (docentes, no docentes y estudiantes).

Las mejoras en infraestructura se complementan con otras obras y programas, como la ampliación de las redes de fibra óptica para mejor acceso digital, becas estudiantiles, pasantías y acceso al crédito. “Chaco necesita tener profesionales y técnicos especializados en educación para transformar las distintas áreas profesionales, en un mundo global donde el Estado tiene que estar presente”, remarcó.

El ministro de Educación, Aldo Lineras, señaló que las y los estudiantes universitarios llegan aquí después de un proceso de selección “a partir de condiciones socioeconómicas desfavorables que les impiden hacer frente a un alquiler”. “Desde el Ministerio de Educación aportamos para que aquellos y aquellas estudiantes del interior accedan, y se cumplan los objetivos de inclusión social pero también de desarrollo académico”, manifestó el funcionario.

Participaron además el ministro de Planificación, Economía e Infraestructura, Santiago Pérez Pons, la ministra de Desarrollo Social, Pía Chiacchio Cavana, la subsecretaria de Educación, Ludmila Pellegrini, la subsecretaria de Juventud, Julieta Campo, el diputado Rodrigo Ocampo y referentes del equipo de la cartera educativa, así como representantes de agrupaciones estudiantiles y centros de estudiantes.

Compromiso con la juventud

El ministro Pérez Pons valoró estas obras. “Las y los jóvenes son quienes tienen los peores indicadores sociales y económicos hoy, afectados por la pandemia y también por las políticas del gobierno anterior. Esto forma parte de nuestro compromiso para que el Estado destine más recursos a la juventud. Da mucha alegría y dignidad que chicas y chicos de otras localidades puedan venir a estudiar y forjar un mejor futuro. Esto significa garantizar el acceso a la igualdad de oportunidades”, expresó.

En el mismo sentido, agregó que desde la cartera de Economía se desarrollan diversas líneas de trabajo para acompañar a estudiantes y jóvenes profesionales: se lleva adelante el programa “Inclusión Digital” que brinda financiamiento a tasa cero para acceder a computadoras y el “Plan Enfoque” que consiste en becas y pasantías para alumnas y alumnos de carreras estratégicas y claves para el desarrollo de la provincia.

Desde centros de estudiantes y agrupaciones estudiantiles celebraron la intervención e indicaron que la residencia es clave para que muchas y muchos jóvenes puedan continuar con sus estudios superiores. “Las residencias estudiantiles reflejan para nosotros una oportunidad para tener un futuro mejor. Fuimos un sector muy golpeado durante la pandemia, necesitamos políticas públicas porque somos el futuro, y también somos el presente”, dijo el consejero directivo de la Facultad de Humanidades de la Unne, Facundo Morales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.