Panorama incierto ¿Cuándo y cómo volverá el fútbol al Chaco?

Spread the love
Reunión virtual del Consejo Federal de Fútbol de la que participaron todas la provincias. “La distribución de los fondos tendría que haber sido como una pirámide invertida, pero los dirigentes del interior vamos a seguir trabajando para, de a poco, lograr cambios en esta situación”, aseguró Mosqueda, representante chaqueño. 

Se realizó la semana pasada una reunión virtual del Consejo Federal de Fútbol de la que participaron todas la provincias. El Chaco está representado por Raúl Mosqueda.

No fue un encuentro normal porque habitualmente se reúnen en Buenos Aires, pero esta pandemia llevó a agudizar el ingenio y ahora analiza la realidad a través de estos encuentros a distancia. La situación disímil en todas las provincias. Formosa y Catamarca no tienen casos de COVID-19 registrados pero de todas maneras el fútbol está suspendido por disposición de la AFA. 

En lo que se refiere al ascenso “se decidió jugar en la cancha”, apuntó Mosqueda en diálogo con Radio Provincia, aunque aclaró que dependerá de las definiciones que vayan tomando los gobiernos provinicales. Hasta ahora, la fecha tentativa de regreso para los torneos Federal “A” y el Regional Amataeur (y los respectivos ascensos) “está supeditada a la situación sanitaria y a que las distintas jurisdicciones estén en condiciones para que vuelva a rodar la pelota”, indicó Mosqueda.

El ex titular de la Liga Chaqueña admitió que “se tiene que dar un conjunto de cosas para que vuelva el fútbol en la provincia, pero también los clubes tendrán que aceptar jugar porque una de las posibilidades es que se disputen los partidos sin público y eso afecta muchísimo los ingresos”. Por ahora, está la fecha estimativa, que podría ser como mínimo en septiembre, y habrá que analizar cómo se da el devenir de la pandemia.

La vuelta: ¿entrenamientos con un mes de anticipación?

La fecha estimativa para la vuelta, plantea además la necesidad de determinar también la eventual vuelta a los entrenamientos, que debería darse cuanto menos con un mes de anticipación, según coinciden los entrenadores y preparadores físicos. “Lo primero que habrá que resolver es la salida al aislamiento y que cada jurisdicción resuelva qué tipo de actividades se pueden desarrollar: no hay que olvidar que más allá del aglomeramiento en las tribunas, están los jugadores adentro de una cancha, y eso también genera interrogantes”, consideró Mosqueda. 

Clubes en riesgo

La pandemia no sólo dejó a los clubes sin poder disputar los torneos oficiales, sino además prácticamente a cerrar las puertas. El futuro de las instituciones, sobre todos las más modestas, es aún una incógnita y por eso hay grandes esperanzas en las ayuda que puedan disponer los estados provincial y nacional.

La problemática es muy profunda. No hay que perder de vista que el insumo fundamental para las canteras de los clubes más importantes está en el interior del país, con lo cual, un derrumbe masivo de las instituciones que históricamente proveyeron promesas para la Primera División significaría un perjuicio para el fútbol argentino en general.

La preocupación se fue volviendo cada vez más común y de hecho es una de las más recientes polémicas. “Se discutió mucho cómo se repartió el dinero que llegó desde FIFA y efectivamente en la última reunión se planetó la necesidad de ayudar a los clubes del interior, a través de AFA, para que pueden continuar con torneos como el Regional Amateur”, expuso Mosqueda. De hecho, admitió que “la única forma para que los equipos chaqueños disputen ese torneo es a través de un acuerdo tripartito, es decir, con aportes del Consejo Federal, de los clubes y de la provinicia”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *