En Jujuy se realizó una marcha contra la liberación de Milagro Sala encabezada por Gerardo Morales

Spread the love

Militantes y manifestantes identificados con Juntos por el Cambio participaron este miércoles de una marcha en la capital jujeña en repudio al proyecto del senador nacional Guillermo Snopek para intervenir el Poder Judicial en esa provincia que tiene como objetivo final la liberación de Milagro Sala.

La marcha, que se inició en el parque San Martín y culminó en la Plaza Belgrano, fue convocada por el gobernador jujeño, Gerardo Morales, quien pronunció un encendido discurso. “Jujuy no se toca. Hay que defender a Jujuy”, le dijo a los ciudadanos presentes en el acto, que asistieron con banderas y mensajes en línea con las consignas que había lanzado el gobierno provincial: #Jujuycontralaimpunidad y #Noalaintervenciónfederal.

“Se busca intervenir el Poder Judicial con muchos argumentos, pero con la sola finalidad de liberar a Milagro Sala y darle impunidad, no queremos volver los jujeños y eso es lo que movilizó al pueblo”, analizó el mandatario provincial ante el aplauso de los manifestantes. “Hay que defender la autonomía, que se intervenga sería un atropello”, remarcó.

“Nadie en la república Argentina sabe lo que nos costó recuperar la paz y terminar con la violencia y la corrupción”, recordó en el tramo final de su discurso, que culminó con un tono de euforia, emoción y un pedido a los manifestantes: “No permitan que hablen mal de Jujuy. Cuidemos a Jujuy. ¡Viva Jujuy, viva Jujuy, viva Jujuy! ¡Viva la Patria!”.

En tanto, más tarde, en sus redes sociales, Morales destacó que “25 mil jujeños marcharon para defender la paz, la institucionalidad y la autonomía de la Provincia” y reafirmó su rechazo a la intervención de la Justicia. “Los jujeños defendemos la paz que logramos juntos. Le decimos no a la intervención federal y no a la libertad de Milagro Sala”.

Dirigentes del radicalismo jujeño advirtieron que el peronismo local busca realizar esta medida para beneficiar a la líder de la Tupac Amaru, Milagro Sala, quien se encuentra privada de su libertad desde enero de 2016 por distintas causas judiciales.

“Apelo a que los senadores de la Nación tomen conciencia y logren dimensionar el daño que se está queriendo perpetrar”, señaló la diputada nacional por Jujuy Gabriela Burgos, antes de la convocatoria.

“Esta arremetida del senador Snopek contra la institucionalidad y la paz de su propio pueblo no reconoce precedente alguno, quiere impulsar el uso indebido de una herramienta constitucional excepcional, al solo fin de lograr la impunidad de Milagro Sala, y el encubrimiento de la red de corrupción que supo construir”, lamentó.

Para Burgos, el senador peronista “busca disfrazar con este proyecto de intervención un golpe político con intereses espurios que sólo busca limpiar a los hacedores de un plan macabro y acabar con la paz y el bienestar logrado en la provincia de Jujuy”.

Dirigentes de la Mesa Nacional de Juntos por el Cambio habían manifestado su intención de participar de la marcha, pero Morales decidió “desnacionalizar” la convocatoria.

Esta mañana Gerardo Morales dijo que “hay una campaña de desprestigio montada por sectores radicalizados” contra la Justicia jujeña, sostuvo que el presidente Alberto Fernández “no avala la intervención” del Poder Judicial jujeño y aseguró que la provincia no está dispuesta a “entregar la paz”.

“Hay hechos objetivos de la corrupción y la violencia; no estamos dispuestos a entregar la paz que recuperamos para Jujuy”, dijo Morales hoy, en diálogo con radio Mitre, luego de que se conociera que el pedido de intervención a la justicia jujeña comenzará a tratarse en comisión la próxima semana.

Ayer se confirmó que la comisión de Asuntos Constitucionales del Senado, presidida por María de los Angeles Sacnún (Frente de Todos), iniciará el próximo martes el tratamiento del proyecto que solicita la intervención del Poder Judicial de Jujuy.

Morales se mostró sorprendido porque, “de cien expedientes que tiene la Comisión de Asuntos Constitucionales, éste ha sido puesto como segundo proyecto a tratar y ya fue convocado para su tratamiento el día martes”.

Además, el mandatario provincial dijo que habló sobre este tema con el presidente Alberto Fernández y que le había dicho que él “no avala la intervención”. “Yo le creo al Presidente”, añadió. En contrapartida, apuntó contra el sector del Gobierno que lidera la vicepresidenta Cristina Kirchner. Afirmó que el intento de intervención se trata de una “campaña de desprestigio montada por los sectores más radicalizados del kirchnerismo”.

Por su parte, Guillermo Snopek consideró que el Gobernador, “tiene la suma del poder público” en su provincia, y sostuvo que su proyecto “no es por Milagro Sala”, en referencia a la acusación que hacen los bloques opositores de que la intención es liberar a la detenida dirigente social jujeña, condenada en distintas causas y con procesos todavía abiertos.

Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *